domingo, 21 de septiembre de 2014

¡Llegó el 16 de septiembre!

El grupo de Scrap n Chat de Alcalá marcó esta fecha como el día para elaborar un mini álbum con siete bolsillos, tomado del blog Pega,papel o tijeras de Elena Roche.


Esta era nuestro pretexto para poder colaborar con Visión Mundial Internacional  y su campaña de recogida de dinero para poder seguir distribuyendo alimentos a los niños y familias en Gaza.
La organización Visión Mundial Internacional lleva más de 60 años de fundada. Todo empezó en China cuando un joven Robert Pierce viajó a ese país. Allí encontró a una profesora china, la cual le mostró que con un vaso de leche podía alimentar a seis niños. Conoció una niña que le conmovió y removió el corazón. Y se ofreció y comprometió a enviarle cinco dólares mensuales.  Allí empezó el primer apadrinamiento.

Mi experiencia con Visión Mundial Perú fue muy estrecha. Trabajé como traductora externa alrededor de seis años en su sede de Lima. Mi misión consistía en traducir las cartas de los ahijados para sus padrinos y viceversa.  Lo más emocionante era poder contribuir con la comunicación entre estas personas.  Quizás lo más reconfortante era poder participar en el proceso desde el inicio del apadrinamiento cuando apenas eran bebés y seguir su progreso durante la educación primaria. ¡Cómo poder olvidar esas cartas de los padrinos! Desde el hemisferio norte enviaban papeles de colores, con dibujos, con pegatinas, adornos brillantes, accesorios para el pelo de las niñas. Tantas cosas preciosas, hasta elaboradas por los padrinos mismos.  ¡Cómo olvidar esas cartas de los ahijados ¡ Donde ellos junto con sus padres contaban lo que se hacía con el dinero enviado, como los programas de vacunación o del vaso de leche o esa máquina para potabilizar el agua o esa obra para introducir conductos y cables para poder obtener luz eléctrica en los Andes peruanos.  Sólo puedo agradecer a Dios por esos años en los que trabajaba para ellos  y estudiaba en la Universidad Ricardo Palma, la carrera de Traducción e Interpretación.  De este modo, pude costearme la compra de bastante material, como tratados de traducción o diccionarios.

Pero,¡¡volvamos a la realidad!! Diez escraperas nos juntamos a disfrutar de la grata compañía con una buena taza de café.  Pudimos recaudar entre todas 53 euros, que fueron ingresados en la cuenta del Santander que tiene Visión Mundial Internacional.

Esperamos que nuestras creaciones os sirvan de inspiración para las vuestras.










Hasta la próxima,
Nilda Jacqueline


1 comentario:

  1. Que bonito quedaron todos Nilda! Enhorabuena por la iniciativa!

    ResponderEliminar